fbpx
Estas aquí:  

Correr en la playa – ¿es saludable? Los pros y los contras de correr en la arena

Correr en la playa – ¿es saludable? Los pros y los contras de correr en la arena
4.5 (90%) 6 voto[s]
Correr en la playa es una alternativa tentadora para los entusiastas de la actividad física que se quedan de vacaciones. Correr en la arena permite introducir una variedad en tu entrenamiento y estar en contacto con la naturaleza, que, según los científicos, ayuda a nuestro bienestar.

correr en la arena

¿Es saludable correr en la playa?

Correr en la playa es una idea que viene a la mente de la mayoría de los aficionados a footing cuando están de vacaciones en la costa. A la gente activa lo de echarse a la arena para tomar el sol resulta demasiado aburrido y poco atractivo, y sin embargo correr en la arena, al menos en la imaginación, parece un entrenamiento casi romántico y quieren intentarlo.

Pero alguno se plantean dudas: ¿es una buena idea, no me hará daño en vez de ayudarme en mi entrenamiento? Tal vez es mejor renunciar a esta idea y elegir carreteras asfaltadas en centros turísticos de verano.

Puedes calmarte: trotar en la playa puede incluirse en tu programa de vacaciones, pero sólo si recuerdas unas reglas básicas.

Cuántas calorías se quema a correr por la arena

Durante una hora de correr en la playa se quema 450 kcal, más si corremos por el asfalto.

Corriendo en la playa – beneficios para la salud

Ejercer los músculos raramente utilizados

Correr en la arena tiene sus ventajas, especialmente si corres descalzo (esto también conlleva inconvenientes, pero hablaremos sobre esto más adelante). Corriendo descalzos por la arena, involucramos los músculos laterales y longitudinales de los pies, los músculos de la parte inferior de la pierna y fortalecemos los músculos responsables de la estabilización de los tobillos y el pie. Corriendo en la playa, los usamos en mayor medida que cuando corremos sobre asfalto o en el bosque.

Arena aporta amortiguación natural

Cuanto más dura es la superficie la que toca el pie, peor es la amortiguación y más fuertes son los zapatos que necesitamos. Se sabe que la arena, especialmente seca, es suave, por lo que es una amortiguamiento natural y muy bueno para el pie descalzo. Así que podemos, al menos en este sentido, correr descalzos. El riesgo de lesiones en la columna vertebral y la carga de la rodilla es mínimo.

Peeling natural para los pies

Cuando corremos en la arena “gratis” se te exfolia la piel de los pies y se te quitan la epidermis insensible, y los tejidos blandos reciben mejor suministro de la sangre.

 

Aporta yodo para la glándula de tiroides

Es por eso que a las personas que tienen problemas de salud se les aconseja hacer viajes a la costa para complementar las deficiencias de yodo . El elemento no sólo es necesario para la producción de hormonas tiroideas: tiroxina y triyodotironina, su forma activa, sino que afecta el estado de nuestra piel, las uñas, evita que no nos sentamos cansados. ¿Y te imaginas una forma más fácil de complementar las deficiencias de yodo que haciendo footing en la playa?

Ayuda mantener equilibrio y postura correcta

Cuando corremos en la arena sin querer  mantenemos en posición vertical y, por lo tanto, correcta. El arenal impone su adopción. Lo mismo ocurre con el entrenamiento de equilibrio, especialmente en un lugar justo al lado de la orilla que agitan las olas.

Estos son los beneficios que nuestro cuerpo traerá de correr sobre la arena, pero también vale la pena prestar atención a los aspectos negativos de esta forma de entrenamiento.

Corriendo en la playa – contraindicaciones

Posibles lesiones

Correr en la playa activa los músculos que generalmente no trabajan tan duro a diario, pero también tiene sus inconvenientes. En primer lugar, si corremos justo al lado de la orilla, sobre la arena mojada y lavada por las olas, una de nuestras piernas está más elevada y la otra más pisa el terreno más bajo. Esto, a su vez, puede hacer que los muslos y las nalgas trabajen para estabilizar la desigualdad. Las caderas, la columna vertebral, la pelvis y el tendón de Aquiles también pueden verse afectados. Por lo tanto, corriendo en la playa, se recomienda que dividas el entrenamiento para que recorrer la misma distancia en ambos sentidos, para tener el mar a la derecha en un recorrido, y a la izquierda en el otro.

Las lesiones más frecuentes entre las personas que corren en la playa son: rodilla de corredor y síndrome del músculo tibial posterior.

Piedras y conchas peligrosas

Corriendo descalzos en la playa, podemos beneficiarnos de un peeling natural de pies, pero desafortunadamente también hay cortes peligrosos. Cuidado con conchas, vidrio, piedras más grandes, restos que echa el mar en la arena. Aunque correr en plena naturaleza te tienta a mirar a tu alrededor, es mejor enfocar tus ojos más hacia adelante y hacia la arena.

Irritación causada por la arena

Tanto correr en la playa descalzo como en zapatos puede provocar irritación. Correr sin zapatos causa fricción y el consiguiente dolor, además de pisar la arena caliente. Por otro lado, al correr con zapatos, debemos tener en cuenta el hecho de que caerá arena en ellos y, a veces, incluso un solo grano puede perturbar y causar abrasiones, especialmente si los zapatos están mojados con agua de mar antes. Por lo tanto, las carreras de arena, especialmente las iniciales, deben ser más cortas que las que se realizan diariamente.

Las mejores playas para correr

Las mejores playas para correr son, por supuesto, aquellas en las que podemos encontrar la mayor cantidad posible de arena “limpia” y la menor cantidad de piedras, vidrios o basura que sea posible. Entre los corredores de playa españolas favoritos están todas las playas del mar Mediterráneo, el Atlántico y el mar Cantábrico.

Cómo correr en la arena – las reglas más importantes

Correr en la arena es una buena idea, siempre que sea una variedad de entrenamiento, no su forma principal, y si tomamos la precaución adecuada. Además de saber cómo el correr por de la arena afecta tu salud, también encontrarás útiles las reglas más importantes de cada corredor en la playa. Aquí están:

1. Correr sobre arena seca es más difícil, así que comienza a entrenar corriendo justo al lado del agua. Correr durante 4-5 minutos sobre arena mojada, luego durante 3 en seco y otra vez sobre el agua. La arena seca es un terreno mejor para entrenar la fuerza y ​​en general para el entrenamiento físico.

2. En la playa puedes correr en traje de baño, gorra y gafas de sol. Sin embargo, si prefieres ponerte un traje deportivo, elije ropa térmica que drene el sudor.

3. Usa filtros SPF con valor alto. Mientras corremos por la playa lis rayos del sol nos afectan muy rápidamente. Por lo tanto, es necesario tratar el cuerpo con cremas impermeables y con un filtro, siempre el mejor posible – SPF 30-50.

4. La hidratición cuando corres en la playa es muy importante, así que siempre lleva encima una botella de agua.

5. Nunca te olvides de calentar antes de entrenar y estirar después del entrenamiento.

6. Elije la mañana o la tarde para el entrenamiento, evita las horas centrales. No sólo no perturbarás el descanso de los veraneantes que pasan el día en la playa, especialmente los niños; después de todo, no deseas verter arena o patear a nadie accidentalmente. Pero además no estarás expuesto a las quemaduras solares en las horas de mayor intensidad del sol.

7. Correr en la arena es más difícil que en el asfalto, así que no intentes batir tus récords, corre más lento.

8. Como recompensa después de entrenar en la playa, ¡date un baño en el mar! Tonificarás tu cuerpo y relajarás los músculos.

¿Qué tipo de zapatillas de correr en la playa?

Algunos corredores temen que, mientras corren en la playa, sus queridas y caras  zapatillas de entrenamiento están en riesgo de gastarse demasiado pronto. El agua salada y la arena pueden swr destructivos, pero aún así si limpiamos las zapatillas después del entrenamiento, el riesgo de desgaste prematuro es mínimo.

Por otro lado, zapatillas normales pueden resultar demasiado pesadas, y cuando corres sobre la arena no necesitas tanta amortiguación, así que vale la pena elegir un calzado más ligero y transpirable. Aquí unos modelos estrella de corredores de playa de este verano: ligeros, cómodos, transpirables, pensados para running y footing en la playa.

 

 

Contenido relacionado